La OMS (Organización Mundial de la Salud) ya lo advirtió en 2015: comer carnes (especialmente rojas procesadas) incrementa tus riesgos de contraer enfermedades como cáncer, obesidad o diabetes.

Por ello, y para motivar aún más tu alimentación veggie, hay 8 razones por las cuales dejar de comer carne es beneficioso y las numeramos a continuación:

1) Pierdes peso

Un estudio a gran escala, de cinco años publicado en la Revista de la Academia de Nutrición y Dietética (Journal of the Academy of Nutrition and Dietetics) en 2013 reveló que las personas que no comen carne tienen un IMC promedio menor que los consumidores de carne, y que los veganos tienen una tasa de obesidad significativamente más baja que los omnívoros (9.4 % frente a 33,3 %).

2) Bajas tu presión arterial

Los vegetarianos y veganos tienen menos hipertensión que los consumidores de carne, según los resultados publicados en la revista Public Health Nutrition. Los investigadores dicen que se debe a un peso promedio más bajo y a un mayor consumo de frutas y verduras.

3) Reduces riesgo de diabetes

Un estudio de la Asociación Americana de Diabetes ha encontrado que las personas que siguen una dieta vegetariana tienen un menor riesgo de síndrome metabólico, un conjunto de factores de riesgo ligados a la diabetes tipo 2 (no-insulino dependiente), accidentes cerebrovasculares y enfermedades del corazón. Los sujetos del estudio que evitaron la carne tendían a tener menor presión arterial, azúcar en la sangre y triglicéridos que los que consumían regularmente estos alimentos.

4) Reduces riesgo de cáncer

Según un estudio publicado en 2009 en el British Journal of Cancer llevado a cabo por científicos del Reino Unido y Nueva Zelanda, en aquellas personas que siguen una dieta vegetariana las posibilidades de desarrollar cáncer se reduce un 12%, frente a aquellos que consumen carne de forma habitual en su alimentación.

5) Mejoras tu digestión

Comer más verduras y legumbres significa que tu consumo de fibra subirá, y más fibra significa menos estreñimiento y mejorar la digestión en general.

6) Mejoras tu piel

Las personas que dejan de tomar carne aseguran que su piel mejora. Puede disminuir el acné, los puntos negros y las manchas. Si sustituyes la carne completamente con verduras y frutas, eliminas las toxinas de la dermis.

7) Puedes ser más feliz

La adición de más frutas y verduras a tu dieta es un impulso natural al estado anímico. Los economistas e investigadores de salud pública de la Universidad de Warwick y el Dartmouth College estudiaron los hábitos alimenticios de 80.000 personas en Gran Bretaña, y encontraron que el bienestar mental aumentó con el incremento del número de porciones diarias de frutas y verduras.

8) Aumentará tu energía

Al eliminar el consumo de carnes se reduce el aporte de colesterol. También se incrementa la ingesta de fibra contenida en los productos integrales, muy preciados en este estilo de vida y factor determinante para reducir las fatigas durante el día. Comer más espinacas, col rizada, frijoles y otros alimentos con alto contenido de nitratos en la dieta puede ayudar a sentirte con más energía al pasar del tiempo.

¿Qué esperas para mejorar tu salud? Se vegetariano hoy.