Cambiando Golosinas por GoloSANAS

Al caer la hora de la merienda, Joaco ayuda a preparar unas galletitas con lo que sobró del licuado de mamá. Pulpa de zanahoria, avena, mascabo y pasas fueron la base. Se veía contento en cada fase.

Hasta que esa paz se rompió cuando de fondo escuchó:

  • “Cabeza de ajo”

Inmediatamente Leticia procedió a explicarle que nada tenía que ver con la cabeza de alguien en la cocina. Joaco es un ser compasivo en un amplio sentido, su sensibilidad es extraordinaria. Siguió con sus galletas y su sonrisa de oreja a oreja.

Las madres y padres veganos suelen estudiar profundamente cada alimento, las golosinas son un tema de constante trabajo. En muchas reuniones sociales se ha normalizado hasta el punto de ser sustitutas de meriendas y desayunos. Los cumpleaños suelen ser un dolor de cabeza para quienes quieren mantener a sus hijos alejados de trastornos, adicciones y violencia innecesaria en la mesa.

Dante, por ejemplo, tiene como caramelos dátiles en casa que son familia cercana de las pasas. Solo uno podría bastar para saciar un antojo dulce. De hecho, hay recetas para preparar dulce de leche raw, nada que envidiarle al tradicional.

“Es super dañino en los niños consumir lácteos y gluten, crean un efecto de deseo y de necesidad adictiva creando un efecto rebote como generaría una droga como la morfina, lo que genera ese cansancio en ellos. Estas sustancias van deformando su genética. La clave esta en la flora, somos mas bacterias que células, se calculan unas 10 bacterias por células. Estas solo en equilibrio mantienen el organismo sano”, avala Pablo haciendo referencia a los últimos estudios del Microbioma Humano. 

Fue casi a los 4 años cuando Dante probó su primer caramelo comercial, su madre le resumió:

  • “Dante esto no es sano ni para vos ni para los adultos”
  • “Pero mamá todos los nenes lo comen”- la normalización del placer acosta de la salud.
  • “Yo no te voy a comprar algo que no me parece adecuado para vos, en ocasiones especiales podés elegir”.

Hace poco en su cumple, pidió que haya un caramelo y un chupetín… aunque sea uno. Él estaba re feliz por eso, pero sabe que yo no lo consolaré más con un caramelo.

Ingresa a este link y escoge uno de los documentales sugeridos sobre el azúcar

Carol está lejos de querer traumarlo, lo cría conscientemente.

No es un nene caprichoso y eso en parte es porque ha comprendido que no le niego ni le prohíbo, cuando lo hago consciente de las consecuencias de lo que come como que no le llama, viste.

Pablo, quien es conferencista en Estilo Veggie Buenos Aires, habla que los endulzantes comerciales generan obesidad y resistencia a la insulina inhibiendo los mecanismos que trabajan en metabolizar los azúcares. A la larga genera una confusión en el páncreas y el cuerpo termina actuando de forma ineficiente.

Niños atrapados por publicidades engañosas y llamativas,  padres y madres queriendo complacer estas demandas. Dentro de millones de niños están gobernando microOrganismos como parásitos, hongos y cándidas entre otros que piden a gritos harinas, azucares refinados, los propios aditivos y proteína animal.

Lo ideal para sanarlos es mejorar su alimentación llevándola hacia alimentos fisiológicos como frutas, verduras, semillas, algas, hongos y acampañar su desintoxicacion a través de hierbas, y desparasitantes naturales para ir revirtiendo enfermedades.
Mezclar e ir introduciendo los alimentos naturales que no solían consumir en alimentos que han estado acostumbrado. Todo de forma gradual hasta lograr una alimentación totalmente sana.

Ellos son muy capaces de entender, incluso a nivel instintivo pueden llegar a poder elegir mejor, el niño gradualmente va a recuperar la sensibilidad y el gusto por alimentos más sanos. Siempre es mejor comenzar sirviendo en la mesa los alimentos que por ahora no son de su elección y dejar para el final los que han sido ofrecidos anteriormente, sostiene Pablo quien pronto dará unos talleres especiales en Argentina.

En cuanto a transiciones saludables a una alimentación fisiológica, sé su ejemplo, hagan las compras hablando de salud y cocinen juntos, son algunos de los consejos.