Golden Milk / Leche Dorada 

Seguramente escuchaste hablar de él. Popular en redes sociales, inundan las imágenes de tazas, tazones, tacitas … con una bebida amarilla que encierra miles de propiedades y promete un sinfín de beneficios. Conocido también como cúrcuma latte, es un sustituto perfecto al café. Lo tiene todo: es saludable, es rico, es cremoso, tiene espumita y es fácil de hacer. 

Dentro de sus propiedades, se destaca el gran poder antioxidante, antiinflamatorio y energizante.  Se convierte en una bebida ideal para consumir en épocas de estrés, en invierno o en etapas de gripe por sus efectos sobre el sistema inmunológico. Además de ser un gran aliado para conseguir un sueño reparador. 

¡Un verdadero elixir! 

Una receta simple para prepararlo en casa.

Ingredientes 

2 tazas de leche vegetal (almendras, quinoa, avena, etc)

1 cucharadita de cúrcuma en polvo

1/2 cucharadita de canela en polvo

2 cucharadas de endulzante a gusto (sirope de agave, miel de caña, etc) 

  • En una olla, calentar la leche pero sin llegar a hervir. 
  • Retirar el fuego e incorporar el resto de los ingredientes. 

*Probar y si no está a tu gusto, podes agregar más cúrcuma, canela o endulzante y si está muy fuerte, suavizar con más leche. 

*Para lograr la espuma, se puede utilizar un batidor para capuchino o la licuadora, incorporando la leche caliente con el resto de los ingredientes para conseguir el efecto espumante. 

*Para potencias sus beneficios y favorecer la absorción de las propiedades, añade una cucharadita de aceite de coco y una pizca de pimienta negra.