Cada año nuevo nos ofrece la oportunidad de mejorar aspectos de nuestra vida. Aunque técnicamente es una fecha más, simbólicamente expresa la necesidad de renovación y cambios. Algunos nos planteamos nuevos propósitos: hacer más ejercicio, ser más ordenados o, simplemente, tratar de ser más felices y menos estresados.

Hay mucha gente que desea reducir su consumo de carne y otros productos animales, pero no han tomado aún la voluntad necesaria para dar el paso. Para todos ellos, empezar este proceso en año nuevo puede ser una de las mejores decisiones de sus vidas, algo que además ya no es nada difícil de llevar a cabo.

Para empezar, hay que verlo como un camino más que como una meta a llegar. A veces, pensar que nunca más vamos a consumir productos animales puede resultar una idea imposible de cumplir. Pero ¿qué tal si lo pensamos solamente como un reto para hacer en un mes? Este propósito es el que persigue la iniciativa de Veganuary, una campaña que busca que la gente pruebe el veganismo por el mes de enero. Uno se registra en su web, y va a recibir apoyo constante vía email con recetas, planes de comida semanales, información nutricional, razones para continuar, etc. Si luego de enero, te das cuenta que puedes seguir un mes más, pues ¡adelante! O, incluso, si quieres llevarlo paso a paso, ya estarás más preparado para ir reduciendo el consumo de productos animales.

Mercy for Animals es una organización que también da constante apoyo a la gente que desea probar una dieta sin productos animales. Para el mundo hispano, tiene la web EligeVeg, en la que puedes registrarte, y recibirás una Guía Vegetariana y una serie de correos con apoyo constante. Tienen un gran equipo además que responde tus dudas vía email, WhatsApp y por chat.

Hay estudios que indican que mucha gente quiere ser vegetariana pero nunca encuentra el momento adecuado para empezar, o que otros lo intentan pero lo dejan al poco tiempo. Por eso, es necesario que se vaya al ritmo y circunstancias de cada uno, para que pueda mantenerse en el tiempo. Y con el apoyo de estas organizaciones es aun más fácil hacerlo. También en Facebook ya encontramos una serie de páginas de bloggers y de grupos de vegetarianos/veganos para cada país, que ayudan con datos y consejos.

Entonces, ya sea que estás pensando en ser vegano o en ir reduciendo tu consumo de carne, date este mes para probarlo. Plantéate pequeños cambios (tal vez solo los lunes sin carne ni lácteos ni huevos, tal vez solo cuando comes en casa) de modo que sea más fácil la transición a una dieta completamente libre de productos animales. Como se suele decir, la mayoría de los veganos hemos pasado del “Nunca podré dejar la carne o el queso” a “¡Cómo no lo hice antes!”. Y siempre que te falte motivación, recuerda a todos los animales que estás salvando con esos pequeños cambios.